Se trata de un circuito de una unas cinco horas de viaje, cruzando por tres parques nacionales y pueden retener unas dos semanas o más a los turistas, con actividades como senderismo, rafting, cabalgatas y paseos en lancha.

El Corredor de los Andes, que se extiende unos 300 kilómetros por Río Negro y Chubut combina turismo aventura, pesca, historia y gastronomía en 11 localidades y conforma una propuesta de múltiples actividades para unas largas vacaciones.

Desde El Manso, en Río Negro, hasta el pueblito de Corcovado, en Chubut, el camino transcurre entre picos nevados, valles, ríos y lagos, y ofrece otras bases como la ciudad rionegrina de El Bolsón, y a las chubutenses El Maitén, El Hoyo, Lago Puelo, Epuyén, Cholila, Gualjaina, Esquel y Trevelin.

Nota completa en: http://www.voydeviaje.com.ar/argentina/paisajes-aventura-historia-y-gastronomia-en-300-kilometros-del-corredor-andino