Comodoro no está en la lista de los destinos preferidos de los viajeros. Y sin embargo es un lugar fantástico para dos o tres días y desvela distintas caras, cada una más atractiva de la anterior.

La ruta de los ladrillos de ostras
La Ruta Provincial 1 es un camino de ripio que aparece y desaparece a lo largo de la costa de Chubut. En las afueras de Comodoro es transitable con cualquier tipo de vehículos y permite llegar hasta Caleta Córdova, un pequeño pueblo de pescadores donde un par de cantinas sirven los mejores platos de mariscos y pescados de la región.

El Tercer Reich del petróleo
Desde Caleta Córdova, para volver a la Ruta 3 se pasa por el Barrio Astra. En el camino se avistan guanacos -los de metal y los de lana-. Los primeros son las máquinas de extracción del petróleo. Los llaman así en Comodoro, aunque también reciben el nombre de cigüeñas.

El centro desde arriba
De regreso en Comodoro por la Ruta 3, se atraviesa de nuevo el Barrio General Mosconi y se pasa delante del Chalet Huergo. Antes de emprender el ascenso al Cerro Chenque, no está de más pararse en este parque que es ahora el pulmón verde de la ciudad. El chalet en cuestión es uno de los edificios más antiguos.

Más lugares en la nota completa: https://www.lanacion.com.ar/turismo/por-que-vale-pena-visitar-comodoro-rivadavia-nid2320524

Diario Federal Redacción

Por Diario Federal Redacción

Recopilamos y editamos noticias producidas por cientos de medios digitales de todo el país, respetando siempre las fuentes y las autorías originales de esos medios. Ante cualquier consulta dirigirse a redaccion@diariofederal.com