Cristina acentúa su jefatura del peronismo opositor sin definir su candidatura

Cristina ya se mueve como candidata 2019. Recibió el viernes pasado a Fernando Gray (Esteban Echeverría) antes de ser ungido nuevo presidente del PJ bonaerense. El martes, le abrió las puertas del Instituto Patria a los jefes comunales de San Martín, Gabriel Katopodis; de Hurlingham, Juan Zabaleta, y de Ituzaingó, Alberto Descalzo junto a quienes fulminó la posibilidad de que se desdoblen las elecciones. “Macri no la va a dejar a Vidal que juegue sola en la boleta. La va a atar a su salvavidas de plomo”, fue el diagnóstico tajante de la expresidenta.

La senadora nacional de Unidad Ciudadana también ensayó una especia de focus group sobre precandidatos presidenciales del peronismo como Agustín Rossi, Felipe Solá y, para sorpresa de los intendentes, Daniel Scioli. Cristina no arrojó ninguna pista tangible sobre su futuro electoral más allá de la supervisión constante sobre el peronismo bonaerense y sus permanentes reuniones con referentes opositores como Juan Grabois, Facundo Moyano y hasta Victoria Donda. “Estoy dispuesta a hacer lo que haga falta para evitar la reelección de Macri”, es el mantra cristinista. Las urgencias de los intendentes para que Cristina sea candidata presidencial son disímiles. Mientras alcaldes como Martín Insaurralde (Lomas de Zamora), Zabaleta, Gustavo Menéndez (Merlo) o incluso Gray miden igual o más que la expresidenta en sus territorios, algunos necesitan que la senadora sea postule a la presidencia para beneficiarse con su arrastre de votos. Es el caso de Alberto Descalzo, de Ituzaingó, quien todavía no definió si irá por la reelección y sufre el asedio de Cambiemos de cara a 2019.

La reunión con Katopodis, Zabaleta y Descalzo se desarrolló en el Instituto Patria y trascendió que los dirigentes dialogaron también sobre la situación social en la provincia de Buenos Aires y la crisis que atraviesan las pequeñas y medianas empresas.

“Vamos a hacer todo lo necesario para que la Argentina vuelva a ser un país con futuro”, señalaron los intendentes a través de distintas declaraciones. La expresidenta también había recibido en su oficina a los diputados Felipe Solá, Facundo Moyano y también a Victoria Donda, integrantes del bloque Red por Argentina.

La expresidenta trabajó en doble jornada. Antes de Katopodis, Zabaleta y Descalzo, el intendente de Avellaneda, Jorge Ferraresi acercó a un pelotón de alcaldes peronistas del interior de la provincia de Buenos Aires. Estuvieron presentes Marcelo Santillán (Gonzales Chaves), Alfredo Fisher (Laprida), Hernán Ralinqueo (25 de Mayo), José Luis Horna (Roque Pérez), Ricardo Casi (Colón), Alberto Conocchiari (Alem), Gustavo Cocconi (Tapalqué), Gustavo Barrera (Villa Gesell) y el concejal David de Felipe en representación de Oscar Ostoich (Capitán Sarmiento).

En concreto, Cristina ya se mueve como la jefa del peronismo también en la provincia de Buenos Aires donde Máximo Kirchner tejió un acuerdo con los intendentes para encabezar la boleta de candidatos a diputados nacionales. La orfandad de un candidato/a a gobernador en el peronismo es el principal déficit electoral para enfrentar a Macri el próximo año. Durante su acto de asunción, Gray se comprometió a “garantizar” los mejores adversarios para enfrentar también a Vidal. Ayer el Partido Justicialista de la Provincia de Buenos Aires emitió un comunicado donde celebró “la decisión de la Corte Suprema de Justicia de la Nación que mejorará el cálculo de haberes de miles jubilados y pensionados. Al cumplirse un año de la reforma previsional que terminó recortando aún más el poder adquisitivo de nuestros mayores, el pronunciamiento de la Corte les devuelve una parte de lo que les pertenece”.

Fuente: Ámbito.com