Los lugares fueron acondicionados para que los detenidos permanezcan mientras la justicia analiza cada caso en particular. El trámite puede llegar a durar más de dos horas.

Desde que el presidente de los argentinos Alberto Fernádez decretó un aislamiento general, la medida fue acatada por todos los gobernadores de las diferentes provincias que componen el territorio nacional. Como medida para frenar el coronavirus, el distanciamiento social resulta una prevención fundamental para mitigar los contagios y evitar que colapse el sistema de salud.

En este marco, es que se advirtió a la población que incumplir el decreto traería multas y inclusive podrían derivar en prisión, dependiendo cada caso. En la provincia de Jujuy el gobernador Gerardo Morales habló de cifras que van desde los 40 mil a los 340 mil pesos.

En la ciudad de Palpalá, la falta de espacio para albergar a la cantidad de personas que infringen la cuarentena motivó a la creación de unos “corralitos improvisados”. Los mismos sólo serán utilizados para llevar a quienes no se encuentran autorizados para circular por el espacio público.

Vea la nota completa: https://www.jujuyalmomento.com/jujuy-palpala/asi-lucen-los-corralitos-quienes-no-cumplen-la-cuarentena-n104672