La UCR de Santa Fe camina hacia la intervención por parte del Comité Nacional, decisión que se tomará hoy tras los chispazos que se produjeron en la convención provincial del partido de anteanoche.

En ese encuentro, convocado por el ala afín al socialismo que gobierna la provincia, se desoyeron los pedidos nacionales para que se expresaran a favor de una integración formal con Cambiemos en la provincia. Optaron por la libertad de acción a sus miembros, una fórmula que le permite a los dirigentes seguir el doble juego de alianzas: con el Frente Progresista Cívico y Social (FPCyS) en Santa Fe y con Cambiemos en el plano nacional. En esa votación no participó el sector que conduce José Corral, intendente capitalino y precandidato a la gobernación por Cambiemos. Corral, que competirá en internas con el diputado provincial Federico Angelini (PRO), fue la punta de lanza en 2017 para la diáspora de radicales desde el FPCyS hacia la alianza macrista.

El riesgo que asumió la convención santafesina, que dejó así al sello UCR en total independencia, era la intervención del partido por parte de la cúpula que comanda el gobernador de Mendoza, Alfredo Cornejo, hecho que se consumará hoy cuando se reúna la Mesa Nacional de la UCR, según señalaron dirigentes cercanos al cuyano. De hecho, Cornejo envió hace dos días a un emisario a Santa Fe para disuadir a los radicales que no son parte de Cambiemos. Pero Pablo Lombardi, secretario general del Comité Nacional, no tuvo el guiño que esperaba.

La UCR de Santa Fe, con participación activa en el Gobierno de Miguel Lifschitz, mantuvo su postura y sólo cedió en no pegar al radicalismo expresamente al FPCyS, pese a que contaban con la mayoría de votos para hacerlo. Sin embargo, la posición nacional de que avalaran el acuerdo con Cambiemos contaba con una prenda fuerte de negociación: los mandatos vencidos del partido a nivel provincial, hecho que había llevado a que el Grupo Universidad que comanda Corral impugnara la convocatoria y desistiera luego de participar de la cumbre.

Si bien los convencionales votaron una prórroga de los mandatos del partido que preside Julián Galdeano a nivel provincial (apoya a Angelini, rival de Corral en las PASO), la Mesa Nacional optará por la intervención. Un correctivo para que no haya deserciones en las provincias y que se respete el acuerdo con Cambiemos.

Los posibles caminos los habían conversado Corral y Cornejo hace una semana en Mendoza. El intendente sigue buscando apoyos en el marco de la alianza que lidera Mauricio Macri. Ayer, por caso, cosechó el respaldo de la Coalición Cívica a su candidatura, tras una reunión en Santa Fe con Maximiliano Ferraro, delegado de Elisa Carrió.

Fuente: Ámbito.com