Pudo verse la presencia de decenas de guanacos que caminan tranquilamente por la zona del ingreso al lugar, donde se encuentran por ejemplo el refugio de guardaparques, el museo y el restaurante. Es la primera vez que sucede en mas de 25 años.
La situación se da en medio de la cuarentena por prevención del contagio de coronavirus. Las personas dejaron de ir al lugar el pasado lunes 16 de marzo, cuando el Valle de la Luna fue cerrado al público, y la fauna de la zona comenzó a recuperar su espacio habitual.
José Luis Burgoa, guardaparque y coordinador adjunto de Ischigualasto, contó que los animales comenzaron a aparecer en masa en los últimos días y destacó lo tranquilos que están. “Hemos llegado a ver hasta 25 guanacos juntos y, como hay gente prácticamente, están muy mansos”, destacó el custodio del parque.
A la vez, reconoció que, si bien lleva casi 25 años trabajando en el lugar, es la primera vez que ve a los animales acercarse al refugio. Además contó que han podido ver muchos más avestruces y maras que las que ven habitualmente.

En diferentes partes del mundo estas postales están apareciendo en medio de la cuarentena, en dónde los animales se atreven a pisar espacios que ya no les pertenecía por el avance de las ciudades.

Nota completa en: https://www.contextotucuman.com/nota/186077/efecto-cuarentena-guanacos-tomaron-las-rutas-en-san-juan.html