Los diputados nacionales recibieron un aumento del 32% en sus dietas respecto del año pasado, mientras que los Senadores van a recibir toda la suba atada a la negociación paritaria de los empleados legislativos, la cual cerró con un incremento acumulado del 45,2% hasta marzo próximo. La diferencia entre los integrantes de la Cámara Baja y la de los Senadores es que el Presidente de los Diputados, Emilio Monzó, decidió recortar para los legisladores la última cuota de aumento correspondiente al mes próximo, decisión que no fue acompañada por la Vicepresidente de la Nación Gabriela Michetti.

Más allá de las diferencias entre Monzó y Michetti ambos pertenecen al oficialismo, el cual está administrando una situación crítica de recursos del Estado, por lo que la autorización del aumento de las dietas parece muy alejada de la realidad económica imperante y con agravante de que estos aumentos se disponen en un año de muy baja productividad legislativa. Por caso, en la Cámara de Diputados sólo hubo cuatro sesiones desde abril a la fecha; en el Senado, apenas hubo seis en el mismo período.

Diario Federal

Por Diario Federal

Recopilamos y editamos noticias producidas por cientos de medios digitales de todo el país, respetando siempre las fuentes y las autorías originales de esos medios. Ante cualquier consulta dirigirse a redaccion@diariofederal.com